facebook EuroFerroviarios Anuncios GOOGLE patrocina al Portal © EuroFerroviarios ® desde 2007 ...
Hola invitado Inicio El Punto de Encuentro de los Trabajadores Ferroviarios Login 19/03/19 01:30

Mérida a Sevilla (Línea FC)

Los prolegómenos de la línea de Mérida a Sevilla de 204,54 Kms, aparecen vinculados al proyecto de una línea transversal que partiendo de Almansa por Ciudad Real llegara a Badajoz, con un ramal de Mérida a Sevilla cuya subasta debería realizarse el 18 de junio de 1856 por separado.

La línea Mérida a Sevilla fue adjudicada por la R.O. de 18 de junio de 1863, indicando la Revista de Obras Públicas de aquel año que la adjudicación recayó en Luis Gilhou con una subvención de 20.890.000 reales de vellón por toda la línea. Transferida la concesión a la Compañía del Ferrocarril de Sevilla a Jerez y Cádiz, elevando por esta circunstancia su capital a 66.500.000 pts, pero la liquidación pendiente con la Sociedad General de Crédito de España, banquero del Sevilla a Jerez la inhabilito para el cumplimiento de los compromisos adquiridos en la concesión del Mérida a Sevilla, provocando la caducidad de la concesión el 29 de diciembre de 1866.

El asunto de la caducidad tuvo la siguiente secuencia; la ratificación de la concesión a Luis Gilhou el 18 de julio de 1863 y su transferencia a la Compañía de los Ferrocarriles de Sevilla a Jerez y Cádiz, con sujeción a la Ley de 18 de julio de 1856, a la General de Ferrocarriles y al pliego de condiciones particulares de la concesión, en el que se especificó que la línea debería partir de Mérida y enlazar en Tocina con la de Córdoba a Sevilla, obligando al adjudicatario a que se iniciaran los trabajos dentro de los tres meses de la adjudicación y a concluirlos en los siguientes cinco años. Pues bien, el concesionario el 28 de julio de 1863 propuso a la Administración la modificación del trazado, en el sentido de que la línea concluya en Sevilla y no en Tocina.

El 1 de julio de 1865 no se habían iniciado los trabajos, por lo que a instancias de las Diputaciones de Sevilla y de Badajoz con el informe del Consejo de Estado se procedió a cumplimentar por la R.O. de 29 de diciembre de 1866 a la caducidad de la concesión (Gaceta de Madrid, 22.04.1868). El expediente de caducidad fue recurrido por la Compañía del Ferrocarril de Sevilla a Jerez y Cádiz, apoyada en que no se había resuelto la solicitud del final de línea en Sevilla formulado en su día por la compañía y, que la quiebra de la Sociedad General de Crédito de España, con la que tenia suscrito el contrato de de construcción de la línea, constituían casos de fuerza mayor. El recurso judicial interpuesto por la compañía fue resuelto en su contra el 4 de marzo de 1868.

La continuidad de este proyecto quedó olvidada, hasta que el 24 de marzo de 1869 aparece la concesión de la línea de Mérida a Sevilla adjudicada a Manuel Pastor y Landero (la ROP de 1870 manifiesta que la fecha es el 14 de noviembre de 1868), a perpetuidad y sin subvención del Estado. Por modificación legal, la concesión pasó el 15 de noviembre de 1872 a ser adjudicada por 99 años y a gozar de una subvención. Manuel Pastor y Landero también fue promotor de otras iniciativas ferroviarias, entre ellas la promovida en 1879 del ferrocarril de vía estrecha métrica entre Fuente del Arco y Valsequillo.

Iniciadas las obras de los 189 kilómetros de línea que contemplaba la concesión, Pastor y Landero solicitó un anticipo de 60.000 pts/Kilómetro que le fue otorgado por la Ley de 15 de noviembre de 1872.

Ejecución de los distintos tramos:

tramo kilómetros fecha

Tocina a Pedroso 34,700 23 julio 1874
Mérida a Zafra 65,180 3 julio 1879
Zafra a Llerena 43,37 20 abril 1880
Llerena a Pedroso 66,11 16 enero 1885

Por noticia aparecida en la Revista de Obras Públicas de 1870, tenemos conocimiento de que el 1 de mayo de 1870 se inauguró la explotación de los 12 primeros kilómetros entre la estación de Tocina de enlace con la línea de Sevilla a Córdoba, hasta las minas de carbón de Villanueva (Villanueva de las Minas).

El 3 de septiembre de 1874 el gobierno de la 1rª República aprobó un proyecto reformado de la línea. Iniciada la construcción por ambos extremos, avanzaba lentamente debido a los escasos recursos de Pastor, obligado a solicitar una primera prorroga, concedida el 30 de julio de 1878 y, una segunda concedida el 24 de julio de 1880. El impago a los contratistas de la línea era generalizado, la Gaceta del 8 de marzo de 1877 refleja la competencia judicial sobre las obras contratadas con Saturnino Martínez y Miguel Gómez sobre la ejecución de las obras de fábrica y explanación en la localidad de Los Santos de Maimona, noticia que es fiel reflejo del estado financiero del promotor de la línea, Manuel Pastor y Landero al no poder hacer frente a sus obligaciones con los subcontratistas, principalmente con Francisco de Paula Retortillo, entró en negociaciones con MZA compañía que no se interesó por la oferta que cifraba su precio en 18 millones de francos, en cuyo caso para conseguir colocar la línea la ofrece a la compañía de Andaluces, con la que tampoco llegó a acuerdo alguno. Por fin es MZA quien firma un contrato el 3 de julio de 1880 para la adquisición de la línea de Mérida a Sevilla en muy ventajosas condiciones cifradas en 150.000 francos / Km, en el periodo de negociación la línea quedó revalorizada al serle concedida la de Aljucen a Cáceres.

Las condiciones de la venta se cifraron en el desembolso de 71.300 obligaciones, más 700.000 francos (665.000 pts) de sobreprecio, fijando este último en el reparto entre ambas partes del producto medio por kilómetro, siempre que no excediera de 6.000 pts/kilómetro durante los años tercero, cuarto y quinto de la explotación.

Los contratistas perjudicados por el impago de las obras constituyeron la “Compañía de los Ferrocarriles Extremeños” fundada el 22 de diciembre de 1880 – cinco meses después de firmado el convenio entre Pastor y MZA, si bien su escritura de constitución fue efectiva ante el notario de Madrid Manuel García Sánchez, el 21 de enero de 1881. Dicha compañía contó con un capital fundacional de 14,5 millones de pesetas, sobre la base de créditos personales de los acreedores de Pastor, encabezados por Francisco de Paula Retortillo. Acreedores que tenían hipotecada la línea y por tanto denunciaron la venta invalidándola. Se da la circunstancia de que Manuel Pastor Landero negoció y cerró con MZA y con la “Sociedad de los Ferrocarriles Extremeños” su concesión de esta línea, provocando un pleito entre ambas compañías.

El 30 de mayo de 1881, la sociedad de los “Ferrocarriles Extremeños”, representada por Retortillo, firmó un convenio con MZA, en el que se revalidaba el anterior contrato entre MZA y Pastor, ratificado el 27 de junio de 1881, autorizado el 1 de julio y escriturado el 12 de julio ante el notario de Madrid, León Muñoz. Las condiciones de la renegociación en que se realizó la cesión supusieron para MZA el desembolso de 16,9 millones de pesetas, a las que añadir 21.000 obligaciones por valor de otros 6,8 millones de pesetas. En realidad esta segunda operación con los Ferrocarriles Extremeños era de costo inferior al pactado con Pastor.

Aun así se inició un largo pleito de anulación de contratos de venta de la concesión, llegando a fijar la primera sentencia la nulidad del contrato y el valor de 13,7 millones de pesetas de lo construido, cantidad que se elevó en 1,4 millones de pesetas más en una segunda sentencia, por apelación de la primera. Ello motivó un pacto de MZA con los sucesores de Retortillo, quedando obligada MZA a concluir la línea a su costa. La renegociación se cerró con el pago de MZA de 87.522 obligaciones y 580.834 pesetas y a indemnizar a otros acreedores. Cerrando el acuerdo el 27 de junio de 1881.

La línea se terminó de construir bajo propiedad de MZA que acometió el tramo de mayor dificultad para atravesar Sierra Morena entre Llerena, Fuente del Arco y El Pedroso tramo que se inauguró el 19 de mayo de 1884, quedando terminada, el 16 de enero de 1885 hasta Tocina, puesto que allí enlazaba con la línea principal de Córdoba a Sevilla también propiedad de MZA. Este tramo finiquitado por MZA, obtuvo por la R.O. de 30 de mayo de 1885 (Gaceta de Madrid, 02.06.1885), una prorroga para su ejecución hasta el 13 de mayo de 1885.

Esta operación incluyó las concesiones de Manuel Pastor sobre el ramal de Cortijo de San Antonio a Sevilla, cuya concesión se otorgó el 13 de junio de 1876 y, el ramal de Valsequillo a Fuente del Arco, cuya concesión es del 3 de agosto de 1879.

Estaciones de la línea:

Pk. Estación.

0 Mérida
7 Calamonte
18 Torremejía
30 Almendralejo
44 Villafranca de los Barros
57 Los Santos de Maimona
66 Zafra (1)
74 Balneario de El Raposo (apeadero)
80 Matanegra
87 Usagre y Bienvenida
97 Villagarcía
106 Llerena
112 Casas y Reina
119 Fuente del Arco
131 Guadalcanal
144 Alanis
156 Cazalla y Constantina (2)
166 Fábrica del Pedroso
172 El Pedroso
179 Los Labrados (apartadero)
185 Ventas Quemadas (apartadero)
189 Arenillas
196 Villanueva de las Minas
200 Villanueva y Alcolea
203 Tocina (pueblo)
205 Tocina (empalme) (3)
212 Cantillana
219 Brenes
229 Rinconada (apartadero)
236 Empalme
240 Sevilla-Los Rosales

(1) enlace con el Zafra Huelva
(2) enlace a Cerro del Hierro, ramal industrial
(3) enlace con la línea de Cordoba a Sevilla.

Apartaderos industriales:

Pk año estación referencia

1922 Fuente del Arco Raúl Noel cargadero de mineral
1908 El Pedroso Compañía Industrial y Comercial José Guerra.
1925 Villafranca de los Barros Nietos de Pedro Macias
1931 Llerena Fabrica de Harinas
1919 Casas y Reina Sociedad Hullera Extremeña
1901 Cazalla y Constantina Apartadero
1926 Cazalla de la Sierra Bifurcación de los Prados
148,270 1903 El Pedroso Fabrica del Pedroso
1894 El Pedroso Iberian Iron Ore Cº Ltd
1911 El Pedroso Mina Navalazaro
1923 El Pedroso Compañía Minera de Andalucía
1920 El Pedroso Sdad Minera El Pedroso
1910 El Pedroso José Guerra Sevillano
1903 Minas del Guadalquivir Pozo San Fernando
1921 El Higuerón Sotomayor S.A.
1931 Los Rosales Sociedad Azucarera Ibérica
1913 Los Labrados Apartadero
184,420 1904 Ventas Quemadas Entre Los Labrados y Arenillas
1903 Arenillas Apartadero
1932 Arenillas E. y G. Roediger
1932 Mérida Matadero Industrial de Mérida
1934 Mérida CAMPSA
1917 Calamonte Apartadero
1916 Zafra Entre Zafra y Matanegra
1929 Zafra Campsa
13,199 1887 Cerro del Hierro(ramal) Wiliam Baird y Cía
13,196 1925 Cerro del Hierro (ramal) Apartadero y cargadero de carbón
13,196 Cerro del Hierro (ramal) Nueva Montaña S.A. del Hierro y Acero
13,196 Cerro del Hierro (ramal) Cementos Alfa
125,100 1938 Vista Alegre Apartadero
131,000 1890 Guadalcanal Mina Pepe (a)
194,000 1895 Villanueva de las Minas Minas del Guadalquivir
1906 Villanueva de las Minas La Reunión
136,185 1938 El Hornillo Apartadero
1906 San Nicolás del Puerto Apartadero
1876 La Reunión Apartadero
169,000 1900 Minas de Monteagudo Sota y Aznar- Minas de Monteagudo
149,000 La Esperanza Apartadero (sin servicio en 1947)
137 Hamapega Apartadero

(a) Mina Pepe Fue arrendada por Benito González y Dionisio Umarran, situada en Guadalcanal, se realizaron trabajos para unirla mediante un ramal de vía estrecha a la linea general de Mérida a Sevilla, esperando que MZA no obstaculice su rentabilidad con la aplicación de elevadas taifas de transporte.

El 11 de marzo de 1927 se sustituyó el puente de celosía metálico situado en el Arroyo Banalija en el Km 142,254 y, según la Revista de Obras Públicas de 1928, ampliando la noticia indica que se sustituyeron por dos arcos de hormigón de 15 ml de luz cada uno, con un presupuesto de 417.420 pts ejecutando los trabajos bajo la dirección del ingeniero Francisco Moneva.

Material móvil: Locomotoras

En esta compañía existía la costumbre de numerar las locomotoras con el número dado por el fabricante en su placa de fabricación.

Nº nombre rodaje fabricante Año de fab Nº de fab ref

1-2-0 (2)
1-2-0 (2)
1001 0-4-0 Cockerill 1001 (1)
1002 0-4-0 Cockerill 1002 (1)
1003 0-4-0 Cockerill 1003 (1)
1004 0-4-0 Cockerill 1004 (1)
1005 0-4-0 Cockerill 1005 (1)
1006 0-4-0 Cockerill 1006 (1)
1007 0-4-0 Cockerill 1007 (1)
1008 0-4-0 Cockerill 1008 (1)
1009 0-4-0 Cockerill 1009 (1)
1010 0-4-0 Cockerill 1010 (1)

(1) Pasaron a MZA donde se les asignaron los números 537 al 546 y a RENFE dentro de la serie 040-2061 al 2070
(2) Llegaron a RENFE dentro de la serie 120-2071 y 120-2072.

Conocemos las circunstancias y los motivos por la que se creó la “Compañía de Ferrocarriles Extremeños”, fundada el 22 de diciembre de 1880 y cuya primera Junta General Ordinaria se celebró el 9 de marzo de 1892, donde se dio a conocer su balance en 31.12.1881 en el que entre otras partidas consta en su Activo el primer establecimiento de la línea de Mérida a Sevilla por 33.824.741,39 a los que sumados la explotación y los gastos generales arrojaba 34.449.461,11 pts que añadiendo las deudas de MZA a cuenta y, el beneficio de la contrata en la construcción arrojaba un total de Activo de 49.476.135,33 pts. En tanto que el Pasivo por la misma cantidad incluía un capital de 42.680.940,93, y el desglose en varios capítulos entre ellos 2.323.364,96 pts a pagar por MZA y la cuenta de Manuel Pastor y Landero por 3.684.022,80 pts.

El 31 de marzo de 1883 se celebró nueva Junta General Ordinaria en la que se detalla por primera vez en el pasivo una subvención del Estado de 2.420.537,96 Pts, apareciendo igualmente a partir de aquel año un reparto de dividendos del 10% a los accionistas. Las partidas de subvención del Estado reflejadas en sucesivos ejercicios – en 1884 era de 5.548.654,30 Pts- en 1885 de 5.093.939,76 Pts.- consignando en1886 idéntica cantidad que en 1885, en 1887 la subvención consignada es de 2.777.711,80 cantidad que se repite en todos los balances hasta 1892, a partir de dicho año se producen circunstancias anómalas y de dejadez en las Juntas Generales ordinarias, como lo demuestra la falta de quorun en la de aquel año.

La situación se deterioró puesto que se arrastraba un empréstito desde el 25 de enero de 1893, según se indica en la convocatoria a Junta General anunciada el 20 de noviembre de aquel año y celebrada el 3 de diciembre para proceder a la aplicación del remanente liquido cobrado a MZA, a pesar de ello se hizo necesario, en 1904 requerir la habilitación de un dividendo pasivo de 5 pts por acción, con la amenaza de que quienes no lo atendieran perderían sus derechos y sus acciones serian vendidas en bolsa. Hasta que, por anuncio en la Gaceta de Madrid, el 2 de junio de 1905 se convoca a la Comisión liquidadora de la Sociedad.

En la Revista Ilustrada de Vías Férreas (RIVF) del 25.10.1898, aparece la convocatoria de Junta General Extraordinaria a celebrar el 6 de noviembre del mismo año, para someter a la junta, la aprobación del contrato con MZA psarta transigir el pléito seguido contra MZA sobre el pago de la línea de Merida a Sevilla y tomar acuerdo sobre la ejecución del contrato.

Aquella situación de la “Compañía de Ferrocarriles Extremeños” desembocó en una convocatoria para el 22 de febrero de 1912 a celebrar en el Circulo Unión Mercantil de Madrid para tomar decisiones respecto de los créditos contra la compañía.
Los datos sobre la “Compañía de Ferrocarriles Extremeños” han sido elaborados sobre los anuncios aparecidos en la Gaceta de Madrid en los años.





Añadido:  Miércoles, 19 Agosto, 2009
Autor:  Juan Peris Torner
Puntuación:
Enlace web relacionado:  spanishrailway.com
Visitas: 2024
Idioma: spa

Los "Logos" y Marcas Registradas ® en este Portal Web son propiedad de sus dueños, y los comentarios, de sus autores.
El resto es Copyright © 2006-2018 de © EuroFerroviarios ®, creado con PostNuke 0.764, antecesor de Zikula 1.2.3.
PostNuke y Zikula son Sistemas de Software Libre liberados bajo licencia GNU/GPL, y que son escritos en lenguaje PHP.